El Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de Chillán condenó a Daniel Federico San Martín Parra a la pena efectiva de 3 años y un día de presidio, en calidad de autor del delito consumado de conducción en estado de ebriedad causando muerte. Ilícito perpetrado en marzo de 2017, en la comuna de San Nicolás.

En fallo unánime (causa rol 180-2018), el tribunal –integrado por los magistrados Raúl Romero (presidente), Juan Pablo Lagos  y Jorge Muñoz (redactor)– aplicó, además, a San Martín Parra las accesorias legales de inhabilidad perpetua para conducir vehículos de tracción mecánica, la inhabilitación absoluta perpetua para derechos políticos y la inhabilitación absoluta para cargos y oficios públicos durante el tiempo de la condena; más el pago de una multa de 4 UTM.

El tribunal dio por acreditado, más allá de toda duda razonable, que en horas de la madrugada del 19 de marzo de 2017, Daniel Federico San Martín Parra conducía en estado de ebriedad una camioneta por la Ruta N-50 en dirección al poniente, perdiendo el control del vehículo, traspasando el eje de la calzada para caer a un desnivel en profundidad y chocar con un árbol existente en el lugar. Producto del accidente, el acompañante del sentenciado, Miguel Alejandro Jaque San Martín, resultó fallecido.

Practicado el examen de alcoholemia de rigor al acusado, arrojó como resultado una dosificación de alcohol en la sangre de 1,11 gramos por mil.